viernes, 13 de junio de 2008

Fiume Sand Creek

Ésta y "Un giudice" son de las canciones que más veces seguidas habré escuchado. Las dos pertenecen a Fabrizio de André (Génova, 1940 - Milán, 1999), para mí, uno de los mejores cantautores que ha habido. Avanzado en su tiempo, con innumerables e innegables valores como compositor e intérprete y, aunque parezca incomprensible, sigue siendo un desconocido fuera de su país.

Debió ser por el 1993 cuando un amigo italiano me habló de él regalándome una cinta. La escuché y me enganchó. Me gustan sus letras, me gusta su voz, me gusta lo que expresaba y sigue expresando...

Hace tiempo que no lo escuchaba pero hoy, no sé porqué, me he acordado de él.

"Fiume de Sand Creek" es una canción que narra una masacre, una de tantas que cometieron los estadounidenses contra los indios en el siglo XIX.



La masacre de Sand Creek de 1864

En noviembre de ese año, un notable jefe cheyene, Caldera Negra, después de firmar la paz con el gobernador de Colorado, se había refugiado en la aldea de Sand Creek para pasar los meses más duros del invierno. Una partida de 700 “voluntarios de Colorado”, tropas que servían fuera del control militar, al mando del coronel Chivington, asaltaron por sorpresa la aldea cheyene. Los indios airearon banderas blancas e, incluso, Caldera Negra agitó en lo alto la enseña de Estados Unidos. Pero Chivington ordenó el ataque, siguiendo su filosofía expresada antes de partir desde Denver en busca de Caldera Negra: “Voy a matar indios y creo que es justo y honorable usar de todos los medios que Dios ha puesto a nuestro alcance para matar indios. Hay que matar a todos y cortarles las cabelleras, grandes o pequeños, porque las liendres acaban por convertirse en piojos”.

Como resultado del ataque, 105 indios murieron, de ellos solamente 28 guerreros, y el resto, mujeres, ancianos y niños. Los voluntarios de Chivington mutilaron los cadáveres y les cortaron las cabelleras, una costumbre que, contra lo que nos ha hecho creer Hollywood, no fue imitada por los blancos de los indios, sino justamente al contrario. Caldera Negra logró escapar herido de la masacre y los voluntarios fueron recibidos en Denver como héroes. En los meses siguientes, los indios asaltaron caravanas, ranchos y estaciones de diligencias, causando numerosos muertos entre los blancos. Sólo cuando las autoridades de Washington abrieron una investigación a fondo y condenaron los hechos de Sand Creek, los indios se calmaron. Pero la paz lograda en 1865 duraría poco tiempo.



Su letra original dice:

Fiume Sand Creek

"Si son presi il nostro cuore sotto una coperta scura,
sotto una luna morta piccola dormivamo senza paura.
Fu un generale di vent’anni,occhi turchini e giacca uguale.
Fu un generale di vent’anni,figlio d’un temporale.
C’è un dollaro d’argento sul fondo del Sand Creek.

I nostri guerrieri troppo lontani sulla pista del bisonte,
e quella musica distante diventò sempre più forte.
Chiusi gli occhi per tre volte,mi ritrovai ancora lì.
Chiesi a mio nonno, "è solo un sogno?", mio nonno disse "sì".
A volte i pesci cantano sul fondo del Sand Creek.

Sognai talmente forte che mi uscì il sangue dal naso,
il lampo in un orecchio nell’altro il paradiso.
Le lacrime più piccole,le lacrime più grosse,
quando l’albero della neve fiorì di stelle rosse.
Ora i bambini gioccano (dormono) nel letto del Sand Creek.

Quando il sole alzò la testa tra le spalle della notte
c’erano solo cani e fumo e tende capovolte.
Tirai una freccia in cielo per farlo respirare.
Tirai una freccia al vento per farlo sanguinare.
La terza freccia cercala sul fondo del Sand Creek.

Si son presi i nostri cuori sotto una coperta scura,
sotto una luna morta piccola dormivamo senza paura.
Fu un generale di vent’anni,occhi turchini e giacca uguale.
Fu un generale di vent’anni,figlio d’un temporale.
Ora i bambini dormono nel letto del Sand Creek."

Y traducida en español, para entendernos:

Río Sand Creek

"Han tomado nuestro corazón bajo una manta oscura,
bajo una luna, muerta, pequeña, dormíamos sin miedo.
Fue un general de veinte años, ojos azules y chaqueta igual.
Fue un general de veinte años, hijo de un temporal.
Hay un dólar de plata en el fondo del Sand Creek.

Nuestros guerreros demasiado lejos sobre la pista del bisonte,
y aquella música lejana se volvió cada vez más fuerte.
Cerré los ojos tres veces, me encontré todavía allí.
Pregunté a mi abuelo, "¿es sólo un sueño?", mi abuelo dijo "si".
A veces los peces cantan en el fondo del Sand Creek.

Soñé tan intensamente que me salió sangre de la nariz,
el relámpago en una oreja, en la otra el paraíso.
Las lagrimas más pequeñas, las lagrimas más grandes,
cuando el árbol de la nieve floreció de estrellas rojas.
Ahora los niños juegan (duermen) en el lecho del Sand Creek.

Cuando el sol alzó la cabeza entre los hombros de la noche
sólo había perros y humo y tiendas tumbadas.
Tiré una flecha al cielo para hacerlo respirar.
Tiré una flecha al viento para hacerlo sangrar.
La tercera flecha búscala en el fondo del Sand Creek.

Han tomado nuestros corazones bajo una manta oscura,
debajo de una luna, muerta, pequeña, dormíamos sin miedo.
Fue un general de veinte años, ojos azules y chaqueta igual.
Fue un general de veinte años, hijo de un temporal.
Ahora los niños duermen en el lecho del Sand Creek."



La segunda canción que he mencionado al principio, "Un giudice", es la que más me gusta: me encanta como suena la rima de sus palabras, su timbre de voz, su vocalización, esa melodía, esa guitarra enérgica que acompaña sutilmente ... Todo un conjunto de elementos agradables. Habla de los sentimientos de un enano en un mundo no diseñado para él. Con voluntad, rencor y perseverancia se convierte en juez, vengándose, desde su nueva posición, de aquellos que antes se creían superiores a él.

Fabrizio de André murió en 1999 dejándonos su esencia en cada una de sus notas y sus palabras.

6 comentarios:

ichidichi dijo...

No lo había oído nunca. Qué triste que tengas que oír hasta la saciedad los hits del verano y no a artistas como él. Es que no me suena ni su nombre.

Gracias por despertar mi interés.
Besos.

bornne dijo...

Ichidichi, me alegro mucho que te haya interesado, como esto de los gustos es tan relativo...
Si escuchas algo de su discografía, verás que tiene canciones muy buenas pero, para mí, estas dos tienen mucho significado.

Ciao, ciao, bambina!

Landahlauts dijo...

Ay!! Yo tampoco lo conocía.
Pero me ha gustado. Lo escucharé.

Gracias, Bornne.

Landahlauts dijo...

Igual que no conocía a un paisano tuyo, Ricardo Viñes, un pianista del siglo pasado.
Ayer estuve viendo una exposición sobre él (con la colaboración del Ajuntament de Lleida) y me pareció de lo más interesante.

Saludos.

bornne dijo...

Landahlauts, si es que no lo conocen más que en su casa y cuatro más (yo, por casualidad, ya digo, gracias a un amigo que le encantaba y me habló bastante de él). Lo que más me gusta son sus letras, a parte de su voz. Me alegro mucho de que te haya gustado, esa era mi intención, contribuir, al menos, a que se le conozca una pizquita más y si, de paso, gusta su música, pues mejor que mejor.

Me ha hecho gracia lo de Ricard Viñes (¡Qué bueno!). Aquí, como debes suponer, es toda una celebridad (el concertista, compositor, profesor de música y crítico erudito más grande que han dado las tierras de Lleida. Vamos, dicen que fue gran amigo de Debussy, de Ravel y de Falla, entre otros, que no es moco de pavo). Se organiza un concurso anual de piano con su nombre y tenemos una plaza con un monumento que le rinde homenaje en pleno centro de la ciudad (que ahora van a remodelar porque ha quedado algo anticuada).

Gracias, Landahlauts por tu contribución y por tu interés. Ya vés, la entrada ha dado para hablar de dos grandes músicos un tanto desconocidos, al menos para la mayoría. Así que ¿cuántos habrá como ellos?

Un abrazo.

zapi dijo...

Descubrí a De André en mi 2º viaje a Italia y me mató. El primer disco que escuché fué "Vol.8" y el primer tema "La Cattiva Strada" me deslumbró. Realmente un artista pleno, comprometido y coherente. Sobre el tema "Fiume Sand Creek", éste aparece en un disco que se lo conoce como "L'indiano" que lo compuso luego de vivir un episodio horrible cuando fue secuestrado por un grupo sardo, creo que en el año 81' si mal no recuerdo, y su cautiverio duró 4 meses.
Bueno, lamentablemente ya no está en este mundo pero los que lo escuchamos lo llevamos a todas partes. Me gustaría saber si hay algún club o grupo de gente que cultive su espíritu con este tano inigualable.
Abrazo